0

Por Alice Damasceno

Lenovo y Motorola continúan firmes en su tarea de contribuir en la lucha contra el COVID-19. A nivel mundial, las donaciones ya han superado los 13 millones de dólares y han alcanzado a más de 620.000 vidas en toda la región. Como parte de esta iniciativa, también hemos puesto mucho foco en nuestra región: América Latina, donde se han donado más de 2,000 tablets, teléfonos celulares y computadoras a estudiantes, hospitales y ONG. Estas contribuciones tecnológicas se suman a las donaciones de máscaras e insumos médicos. Las mismas no sólo permitieron la labor del personal médico, sino que también ayudaron a las familias a mantenerse conectadas, ya que los pacientes que reciben tratamiento hospitalario se encuentran aislados de sus seres queridos.

Nuestra ayuda en Argentina

En Argentina, el principal foco estuvo puesto en apoyar al personal de salud, y llevar tecnología allí donde la necesitaban. Se donaron notebooks para un hospital solidario en el Gran Buenos Aires e insumos médicos y artículos de higiene a través de ONG locales asociadas. Lenovo y Motorola también hicieron posible que estudiantes LGBTQ+ de nivel secundario tuvieran acceso a la educación a distancia. Además, se entregaron teléfonos celulares para que estudiantes de barrios vulnerables pudieran seguir estudiando de manera remota y para que pacientes de bajos recursos pudieran estar en contacto con sus seres queridos. Entre las organizaciones asociadas que fueron apoyadas se encuentran: Fundación Caminando Juntos (United Way), Hospital Solidario Covid Austral, Grupo Idea, Mocha Celis, Escuela EEM6 (Barrio Mujíca) y Red Solidaria.

Esto hizo posible ayudar a más de 70.000 personas dentro del país.

¿Qué hicimos en el resto de la región?

En toda América Latina, Lenovo y Motorola han trabajado diligentemente para satisfacer las necesidades locales de cada comunidad, a través de donaciones de tecnología e insumos médicos.

En Perú, se donaron 300 tablets en respuesta a solicitudes del Ministerio de Salud.

En Brasil, las donaciones se destinaron a la compra estimada de 1.100 nuevas camas de UCI.

En Chile, estudiantes de familias socialmente vulnerables pudieron continuar sus estudios gracias a la donación de 70 computadoras portátiles.

En Colombia, Lenovo facilitó la educación a distancia de estudiantes universitarios y de nivel primario con la donación de 340 tablets y más de 80 computadoras portátiles Lenovo.

En México, los hospitales de la Ciudad de México y de Nuevo León recibieron tablets, computadoras portátiles y computadoras “All in one” para apoyar la compra de 200 nuevas camas.

Considerando que Latinoamérica fue una de las regiones que más tarde se vio afectada por el virus, nuestras donaciones y respuesta deben continuar. El impacto de las donaciones llega a más de 620,000 vidas en toda la región y el compromiso de Lenovo y Motorola de llevar la tecnología a la mayor cantidad de personas posible sigue firme.

*Alice Damasceno es líder de Lenovo Foundation para América Latina.

0