Era imposible que el mundo de los videojuegos no tuviera su propia celebración. No entraba en ninguna cabeza que una de las artes contemporáneas más poderosas no contara con su propia saturnalia llena de pantallas, excesos y estímulos. Por convención, el 29 de agosto se celebra el Día del Gamer y, curiosamente, no corresponde al nacimiento de ningún prócer del palo, ni acompaña el onomástico de tal o cual consola, ni coincide con un mundial, ni con ninguna competencia global.

La historia del Día del Gamer partió de la mente detrás de las publicaciones Hobby Consolas, Playmanía y PC Manía, Santísima Trinidad de las revistas de videojuegos más importantes de Europa. Así las cosas, a fines de agosto, los gamers de todo el mundo levantan sus joysticks y teclados celebrando su efervescente pasión por los videojuegos.

“Mi primer recuerdo gamer fue a los 6 años jugando al Crash Bandicoot de la PlayStation 1”, confiesa rápidamente Braian Sebastián Pereira Núñez, alias Pereira. Y sigue: “Recuerdo que lo podía jugar por horas con mucha emoción y me divertía mucho. A diferencia de hoy en día, que ya no juego tanto por diversión, sino más por gusto a competir contra otros jugadores y trabajar de lo que me apasiona”. Por caso, hoy Pereira se desempeña como el capitán del equipo de Free Fire de Stone Movistar by Mineros y, ahora, su pasión se revistió de profesionalismo.

Para muchos, los juegos en consolas significaron un primer acercamiento a este cosmos y, también, una especie de puntapié inicial para un amor que dura toda la vida. “Mi primer recuerdo gamer es el de mis tíos jugando todos los días al Zelda de Nintendo 64, y desde ahí que los videojuegos me llamaron la atención”, comenta Nicolás Andrés Bravo Canales, alias Viciun, del equipo de League of Legends de Furious Gaming. ¿El primero que lo volvió loco? El Super Smash Bros., también de la N64.

El camino de estos jóvenes tuvo una transformación: del ocio, un negocio; de la obsesión, un estilo de vida; del talento, una salida laboral. “Me di cuenta que era bueno para el Free Fire cuando gané los circuitos de Argentina”, asegura Pereira. Y, curiosamente, su talento le brotó de forma innata: “Nunca había entrenado, ni nada. Jugué con amigos y llegamos lejos”.

Sin embargo, muchas veces ese camino se vuelve sinuoso y requiere de algunos golpes para despertar ciertas virtudes: “La verdad es que mis primos siempre me ganaban en los juegos de pelea, pero después, con el tiempo, me di cuenta que era bueno en los MOBAs”, sugiere Viciun. ¿Qué son los MOBAs? Multiplayer Online Battle Arena Video Games, como el League of Legends, Dota 2, Heroes of the Storm, entre otros.

Asimismo, a pasitos del Día del Gamer, Pereira sabe bien que lo mejor de ser un gamer profesional es, como el planeta entero se imagina, “trabajar de lo que te gusta y te divierte”. ¿Lo peor? “El hate del día a día”. Por caso, Viciun coincide en el privilegio de “vivir de lo que le gusta, aunque me puedo perder fechas importantes como cumpleaños familiares”.

Pero, obviamente, el trabajo de gamer profesional no es fácil, ni sencillo, ni puede realizarse con poco compromiso y sin talento: no y no. Al contrario, se requiere de mucha concentración, un tendal de tiempo y un fuerte espíritu competitivo. “A alguien que quiere vivir de jugar videojuegos le diría que sepa que es el mejor pasatiempo que uno puede tener, ya que saca risas y despierta mucho interés”, sacude Viciun. Y se pliega Pereira: “Recomiendo que entrenen duro y nunca se dejen llevar por los malos comentarios. Tienen que perseguir sus sueños”.

En tanto, mientras se prepara con el Stone Movistar by Mineros para ganar la Free Fire League, Pereira piensa festejar el Día del Gamer “quedando en el top 1 de la jornada número 3”. Y, en la misma sintonía, Viciun, junto al Furious, intentará “seguir ganando todas las competencias”

Mientras, la popularidad de los videojuegos sigue ensanchándose y, cada año, se divisa con más claridad una sentencia: todavía estamos muy, muy lejos del pico más alto de esta industria que no para de crecer, de profesionalizarse y de, fundamentalmente, convertirse en una caja de resonancia tan alucinante como mutante.

Los festejos del Día del Gamer

Por otra parte, todo evento especial merece una celebración, y este día no se queda atrás. Es por eso que Stone Movistar e-sports organiza GAMING WEEKEND, que comenzó el 27 de agosto y se extiende hasta el domingo 29. Todo vía Twitch.

El festival tendrá tres jornadas repletas de experiencias y contenidos como showmatchs, entrevistas con personalidades destacadas, gaming music sessions y gaming health con especialistas en medicina y nutrición. La inauguración está a cargo del tenista Diego Schwartzman, líder del equipo y Nicolás Crespo, Director Deportivo. 

GAMING WEEKEND contará con la participación de Sayclon, coach de Fornite & content creator, quien liderará las Gaming Session; Carolo Vazquez, periodista y presentadora que realizará Ping Pong Quiz y entrevistas; Thiago Perelsztein, CEO & Founder Mystik;  Agustina Pavón, creadora de contenido para Stone Movistar Esports;  Hanna Schiuma, VP de Wealth y Community en ANK, Jarana, creador y profesor de videojuegos,  Juan Sala, jugador de Furious Gaming  y Deioz, animador 3D. 

El evento se podrá seguir en vivo a través del canal oficial de Twitch de Stone Movistar Esports.