1+

¿Cómo fue la Buenos Aires de los años veinte, de los años locos? ¿Y la Inglaterra Victoriana o la construcción de las Pirámides de Egipto? Nada, nada mejor que ver a los Beatles en Liverpool en los sesenta… ¿Y la New York del 2150, y los viajes espaciales y autos voladores? Por una razón u otra, los viajes a través del tiempo a lugares y situaciones históricas particulares deslumbran a creadores de historias de ficción en todos los lenguajes. Y también a quienes las consumimos, ávidos de imaginarnos en esos tiempos pasados que sobrevaloramos en extremo o en el futuro fantástico que nunca podremos habitar. Por suerte, el cine y las series también le dieron lugar a este subgénero fantástico que nace con la literatura y se expande mucho, mucho más allá.

Como casi todos los subgéneros narrativos, el viaje en el tiempo tiene también su origen en la literatura. No necesariamente ligada al género de ciencia ficción, la idea de trasladar punto de vistas narrativos a diferentes espacios temporales, hacia el pasado o el futuro, forma parte de uno de los recursos más interesantes para desarrollar personajes, pensar locaciones y recrear situaciones que confronten épocas diferentes. De hecho, hacia finales del siglo XIX el método más utilizado para trasladarse en el tiempo eran los sueños o entidades fantásticas que hacían posible la acción. Los ejemplos más conocidos son “Un Cuento de Navidad”, de Charles Dickens o el extraño relato de Edgar Allan Poe, “Una historia de las montañas Ragged”. Pero el gran cambio se dio en el año 1895 cuando el escritor H.G.Wells dio su punto final a “La Máquina del Tiempo”, precisamente. Por primera vez se introdujo en la fantasía popular la idea de un “aparato” que permite trasladar a las personas hacia el pasado o el futuro de la historia de la humanidad. Ya nada volvió a ser igual.

Y casi inmediatamente esas historias se trasladaron al lenguaje audiovisual y al cinematográfico. “La Máquina del Tiempo” tuvo su versión en cine en 1960 protagonizada por Rod Taylor y una remake en 2002 con efectos del nuevo siglo a cargo del director Simon Wells. El viaje en el tiempo y las posibilidades de que las personas se involucren en acontecimientos históricos de otra época o de que cambien el tiempo presente o se sumerjan en el futuro dio lugar a algunas de las mejores películas y series de todos los tiempos. Acá vamos con nuestra selección:

Trilogía de Volver al Futuro

Es obvia pero sería imposible no iniciar cualquier nota o diálogo acerca del viaje en el tiempo sin mencionar a la saga de películas que marcó a varias generaciones. Lo notable de Volver al Futuro es que, además de ser películas excelentes desde todo punto de vista, incorpora todas las posibilidades del viaje en el tiempo en un solo relato: pasado, presente y futuro y la modificación de la línea temporal por sucesos alterados en algún momento del recorrido. Además, cuenta con el dispositivo más cool posible para el viaje temporal: un auto De Lorean. Y parte de una premisa más de comedia que de ciencia ficción ¿qué hacían nuestros padres cuando tenían nuestra edad? Una película que es un ejemplo inacabable de cultura pop, citada en cantidad de series y películas como, por ejemplo, Avengers: End Game. Otra película, precisamente, que resuelve un gran conflicto con un viaje en el tiempo. (La trilogía está completa en Amazon Prime Video)

Outlander

Es el gran éxito de la era dorada de las series en lo que a viajes en el tiempo se refiere. Una mujer, Claire Randall, que vive su actualidad como enfermera en la Segunda Guerra Mundial, es trasladada a Escocia en el 1700 dónde conoce y se enamora de un guerrero de las Highlands. La serie juega con los mejores elementos del culebrón televisivo adaptado a una reconstrucción de época notable y se hace muy fuerte en el personaje principal femenino que lleva adelante muy bien la excelente actriz irlandesa, Caitriona Balfe. Por otro lado, representa esta idea más ligada a lo mágico o inexplicable y azaroso de la travesía intertemporal. Las primeras cuatro temporadas están disponibles en Netflix.

El Ministerio del Tiempo 

Es la mejor serie que en la actualidad trabaja la temática de viaje en el tiempo y, probablemente, la mejor serie de producción española. Impecables actuaciones, recreaciones de época y situaciones espectaculares para un relato que tiene un excelente trabajo de escritura. La idea de un grupo de personas, de una sociedad secreta, un ministerio solo conocido por gobernantes y reyes que controla los viajes en el tiempo es un excelente punto de partida. La misión de esta agencia es que esos saltos temporales no afecten ni distorsionen la historia de la humanidad. La clásica idea del portal se aplica perfectamente y, a su vez, el programa aporta un importante aspecto educativo: situaciones y marco histórico (datos, personajes, locaciones) se cruzan con buen timing con la aventura.

 El Túnel del Tiempo

Solo una temporada y 30 episodios. Una serie de otro momento de Hollywood pero que quedó en el universo retro de la cultura pop. El productor Irwin Allen fue el creador de esta idea a partir de reciclar decorados del Hollywood clásico de la década del sesenta. Los científicos Tony Newman y Doug Philips quedaban atrapados en un loop de viaje temporal a partir del experimento fallido en el momento que iniciaron una máquina del tiempo. Un túnel, precisamente. Cada episodio los dos compañeros “caían” literalmente en diferentes lugares y momentos históricos. Mientras, en el desierto de Arizona, el resto del grupo de científicos intenta infructuosamente hacerlos regresar a su tiempo. Conceptualmente, la serie fue paradigmática para desarrollar la temática en TV y aportó el dispositivo supremo que le dio título al show: una suerte de tubo infinito concéntrico, un túnel del tiempo.

Hechizo de Tiempo

Una de las mejores comedias de la historia del cine y tiene que ver con el concepto de loop temporal. Un genial Bill Murray (que con este film consolidó su estrellato) personifica a un periodista del interior de los Estados Unidos que, cansado de su oficio y de cubrir el famoso “día de la marmota” (ese es el título original del film) queda atrapado en un repetir constante de ese fastidioso día. Como bien dice la adaptación del título al español, un hechizo ha sellado su destino y debe, como siempre, romperse. Está disponible en Flow de Cablevisión y Fox Premium.

¿Estás listo para viajar en el tiempo con estas recomendaciones?  Después pasate por nuestra sección de documentales si querés ver historias reales contadas por sus protagonistas. O si lo tuyo es el humor, podés mirar nuestras recomendaciones de stand up  para reír hasta las lágrimas. 

Colaboró con hellomoto.com @pablomanzotti, reconocido periodista cultural especializado en contenidos audiovisuales, cine y series, además de docente e investigador.  Tw @manzottipablo

1+